El número 80 de El Periódico del Taller, editado por Grupo Serca, dedica un reportaje a Recambios Colón, socio valenciano del grupo de distribución, en el que se destaca su larga y fructífera relación con Industrias Dolz.

A continuación compartimos el contenido íntegro del reportaje:

Son las cuatro de la tarde de un día de junio que parece agosto, así que cuando acudimos a las instalaciones que Recambios Colón tiene en Xátiva para hacer nuestro ‘mano a mano’, no tardamos en correr a refugiarnos en un despacho con aire acondicionado en el que acomodarnos. Más que una entrevista ‘mano a mano’, se podría decir que lo de hoy será una tertulia ‘a cuatro manos’, entre nuestros anfitriones: Juan Tamarit padre, su socio Juanjo Alapont y Juan Tamarit hijo, y la responsable comercial en España del fabricante de bombas Dolz, Rocío Dolz, que junto a la periodista ocupan un total de cinco sillas.

Comenzamos por conocer la historia de Recambios Colón, una empresa fundada en el año 77 por Juan Tamarit y Juanjo Alapont, su socio además de cuñado: “Cuando montamos la tienda yo ya llevaba ocho o nueve años trabajando en el recambio. Empecé a trabajar con 13 o 14, y con 26 montamos la tienda. Simplemente pensé que si los demás podían nosotros, con esfuerzo y un poco de imaginación, también”, comenta Juan Tamarit padre. Y así fue, Juanjo Alapont, su cuñado desde hacía tres años, y con solo 18, dejó los estudios y se convirtió en su socio.

Hoy ya han pasado cuarenta años desde que abrieran su primera tienda en Catarroja, en la calle Colón, que es la que dio nombre al negocio: “Empezamos en un local de la familia de mi mujer, era una casa vieja que pronto se nos quedó pequeña. A los cinco años compramos un local más grande justo enfrente, hasta que en 2008 decidimos trasladarnos a Albal”. Aunque en distintas ubicaciones, allí es donde ha permanecido la central que hoy ya cuenta con unas instalaciones de 3.000 m2 de planta.

Sólo Valencia

Después vinieron los puntos de venta de Canals, Torrent, Buñol, Valencia, La Pobla de Vallbona, Xátiva, Alzira, Benigamin, Ontinyent, Rafelbunyol y Aldaia hasta llegar a la última incorporación, el local en el que nos encontramos hoy, el número 21 de la lista de puntos de venta, inaugurado en 2016, con más de 1.000 m2, y que esperan actúe como almacén de apoyo para las tiendas que el distribuidor tiene en los municipios ubicados a 25 kilómetros a la redonda.

Recambios Colon es hoy una empresa con más de 200 empleados, 130 repartidores y más de 155 vehículos que dispones de su propio taller de reparaciones para su mantenimiento, cuyo máximo objetivo es cubrir la provincia de Valencia al 100%: “Se puede decir que prácticamente lo hemos conseguido y lo que queremos ahora es consolidarnos, y no tenemos la más mínima intención de pasar a Alicante o a Castellón, ni de hacer aperturas en Cuenca o en Albacete” aclara Juan Tamarit padre.

Abanderados de Dolz

Recambios Colón e Industrias Dolz

Pero ¿en qué momento se cruzaron los caminos Recambios Colón y de Dolz? Pues en realidad nunca lo hicieron, porque tal y como nos cuenta Juan Tamarit, el camino lo iniciaron juntos: “Empezamos a trabajar con Dolz desde el primer Edía, de hecho fue la primera empresa que apostó por nosotros, por eso les estaremos siempre muy agradecidos. Les pedí ayuda y nos dejaron producto para poder empezar a trabajar, desde entonces sólo hemos vendido bombas de agua Dolz”.

Rocío Dolz interviene para dar fe de que la relación viene de antiguo: “Juan ya trataba con mi abuelo, antes incluso de que mi tío llegara a la dirección comercial, trataban directamente porque ni siquiera existía la figura del comercial”, y Juan continua argumentando por qué durante cuarenta años nunca han cambiado de proveedor de bombas: “Yo ya vendía sus bombas antes de montar mi negocio y conozco muy bien la calidad del producto, que es indiscutible, además, el factor humano para nosotros es fundamental, siempre ha sido una empresa muy cercana”, y además valenciana, que parece que para el distribuidor es un aspecto importante: “El hecho de ser una empresa
valenciana, la hace estar muy arraigada en la zona, todo el mundo la conoce y la respeta, confían en ella y es la más demandada en la zona”.

Y es que está claro que Dolz tiene todos los ingredientes para ser el proveedor ideal de Recambios Colón: “Siempre han dado mejor servicio que los demás, cuando hay un problema con una bomba, que es casi nunca, siempre responden, te mandan gente de fábrica, te aconsejan, y si necesitas una bomba rara te la fabrican”, matiza Juanjo Alapont.

Rocío Dolz también valora cómo es su cliente y cuál es su relación: “Conozco a Juan desde que empecé a asumir la
responsabilidad comercial en Dolz, en el año 2003, le recuerdo en fábrica negociando con mi tío y con mi primo (Jesús Dolz padre y Jesús Dolz hijo) y siempre hemos mantenido una buena relación tanto si éramos proveedores de Serca, como si no. Para nosotros no es sólo un cliente de muchos años con el que tenemos un vínculo especial, es una empresa familiar muy sólida con una red de puntos de venta muy importante en Valencia, la verdad es que siempre han sido abanderados de nuestra marca”.

Pagar más merece la pena

Y hablando de marcas la opinión de ambos partners en este sentido es compartida, para Recambios Colón es vital trabajar con primeras marcas, Juanjo Alapont lo tiene claro: “Las marcas nos dan imagen y la imagen convence, si es conocida la vendes con los ojos cerrados, mientras que para vender cualquier otra tienes que argumentar y pelear” y Juan Tamarit hijo argumenta: “Nosotros optamos por las primeras marcas en todo porque tenemos la prueba de que, aún con la crisis que hemos vivido estos últimos años, hemos visto cómo las primeras marcas se mantenían, mientras que el resto se iba diluyendo”, y lo mismo opina Rocío Dolz: “Cuando la gente compara un producto Premium, de una buena marca, con otro de calidad peor, prefiere pagar un poco más y tener el servicio posventa y la calidad de un producto premium, porque al final no es tanto más, y merece la pena”, y Juan Tamarit padre aporta un dato importante: “Durante años hemos valorado el porcentaje de productos de marca más corriente, aunque con calidad garantizada, que hemos vendido, y nunca hemos pasado de un 18%, incluso si hablamos de la segunda marca del mismo fabricante que hace la primera, con buena calidad y un precio mucho mejor, la diferencia sigue siendo muy grande, funciona bien, pero la gente demanda más la buena, la premium”.

Un producto muy batallado

Y para analizar las dificultades del mercado empezamos por conocer cómo es este producto para nuestros interlocutores. Juan Tamarit hijo lo tiene claro: “Para nosotros es un producto sin muchas complicaciones, muy fácil de referenciar, que no nos da problemas de garantías, pero es verdad que aunque servimos muchas se ha notado cierto descenso en las ventas” a lo que Rocío Dolz responde: “Es un producto que antes se trabajaba muy bien porque daba un beneficio y un margen muy interesante, pero a día de hoy está muy batallado, hay mucha más oferta de la que había y con la invención del Kit, a todo el mundo le ha dado por vender bombas de agua”, a lo que añade: “La bomba suelta todavía tiene un peso importante en el mercado, pero está claro que lo va perdiendo, por eso lo que tenemos que intentar ahora es compensar de algún a manera la posible bajada a futuro de las bombas de agua con nuestro propio kit de distribución con bomba, con el que ya nos estamos iniciando”.

El monstruo del servicio

Si hay algo que Recambios Colón y Dolz comparten es la prioridad del servicio pero ambos coinciden en que la cosa se está complicando cada vez más, así lo ve Juan Tamarit padre: “Nosotros apostamos ya hace muchos años por el servicio y nos fue muy bien a pesar de estar en una plaza que todo el mundo considera complicada”, así lo ve también Rocío Dolz que opina que entre todos hemos creado un monstruo: “Al final esto es como una carrera, el cliente llama a dos o tres proveedores, por supuesto si no tienes el producto te saltan y el que llegue primero gana, siempre y cuando esté en precio, claro” y Juan Tamarit puntualiza: “Ahora ya no sirve sólo la calidad del servicio, ahora o estás en el precio del mercado o estás muerto” y añade: “No falla, cada vez que detectamos una bajada de ventas en un producto y la analizamos siempre es el precio, siempre es porque hay un proveedor que está vendiendo un 5% más barato” , e Interviene Rocío Dolz: “La guerra de precios que hay es tremenda, ni en los peores momentos de la crisis sucedía esto. Los últimos tres años están siendo muy duros y muy agresivos y al final también nos salpica a nosotros, ahora todo son precios netos y negociaciones, y mirar y remirar, y los márgenes cada vez más pequeños”.

Puedes ver la entrevista en pdf pinchando en el siguiente documento: